Search
Exact matches only
Search in title
Search in content
Search in comments
Search in excerpt
Search in posts
Search in pages
Search in groups
Search in users
Search in forums
Filter by Custom Post Type
radar_p
news_views
home
a_prueba_p
backstage_p
party_monster_p
coach_p
whatever_p
book_movie_club_p
line_up_p
girl_talk_p
about_p
contacto_p
newsletter_p
party_monster
a_prueba
coach
news_views_p
radar
whatever
book_movie_club
line_up
girl_talk
backstage
Filter by Categories
Sin categoría

¿Y ahora qué Karl?

Texto por Rocío Lago
9 mayo, 2018
Abajo un resumen, y una selección de cosas que pasaron en el desfile; porque no siempre lo más importante es la ropa.

¿A quién no le gustaría soñar como Karl Lagerfeld? ¿Imaginamos que deben ser sueños muy entretenidos de trasatlánticos en medio de París, con cientos de modelos caminando en ropa con motivos marinero? ¡¿Ah esto pasó?!

Definitivamente la inventiva de Karl es un espectáculo por sí mismo. Pero vamos a ser realistas, ¿cuántos de ustedes miran esta imagen y piensan “Come back Jack come back”? Pobre Kate en esa tabla que era suficiente para dos pero que mantuvo a Jack frozen ¡Perdón! nos fuimos…seguimos con Chanel.

La estética fue muy rich-lady-on-vacation (fun fact: el crucero se llamó La Pausa, en referencia a la casa de verano de Gabrielle Chanel en la Rivera francesa), balanceada con crop tops. El diseñador afirmó que por más que todo el mundo pensara en el Titanic (nosotros para nada) su creación escénica se relacionó con el mítico transatlántico italiano Rex, que aparece en Amarcord, la comedia de 1973, dirigida por Federico Fellini.

5 claves que nos dio Chanel: porque lo mejor del desfile no fue la ropa. Bueno, un poco sí pero no todo.

-Si ya hiciste cohete, un mar de icebergs, una réplica de la Torre Eiffel, un supermarket, un carrusel y una cascada, subir el nivel está un poco difícil. Pero un trasatlántico en el medio de Palais de París, claramente puede ser considerado un upgrade. Sorry James Cameron!

Foto via: la gaceta

-Después de que subieron las 88 modelos, el barco se abrió a los invitados. Demás está decir que fue una cabina de fotos ultra deluxe, y que los Instagram implosionaron.

Go west. #AllAboard #ChanelCruise #Chanel

A post shared by Carlo Mazzoni (@carlomazzoni) on

-Ok sí, hablemos de la ropa. El tweed no es solo para gente mayor, y la boina sigue on board! (too clever! ¿captaron la referencia no?).

Foto via: Boston Herald

-En otra edición de #chanelmakemedoit, las medias blancas que usaste para el colegio están de vuelta. Casi todos los looks presentados, aparecieron con un par.

Foto via: Boston Herald

-Karl no pudo resistirse a los crop tops, pantalones con roturas y prendas metalizadas, que balancearon los conjuntos matching-matching de tweed (que ya lo dijimos no es solo para tu tía Marta).

Foto via: Boston Herald

La idea era representar el imaginario de cómo Coco Chanel haría sus vacaciones, un poco lejos de lo que cualquiera usaría en las suyas; pero tanto glamour nos da ganas de no llevarnos el short de jean a nuestras próximas vacaciones.

All aboard! Next stop: an iceberg (mala nuestra).

Tags: fashion, runway